Cusco. Los encantos de la ciudad imperial del Perú

Cusco: Descubre con Onysela Valdez, su cultura, historia y sus lugares más recomendados

 

Los encantos de Cusco. La ciudad imperial del Perú

Cusco, Perú es un destino al que quería ir desde hacía mucho tiempo. Su cultura, gastronomía, paisajes y esa magia de la que habla todo el mundo que lo visita me cautivaban. Y no solo llenó mis expectativas cuando por fin tuve la oportunidad, ¡me dejó deseando más!

Cusco y el valle sagrado

Iglesia en Aguas Calientes, Cusco, Perú.
Iglesia en Aguas Calientes, Cusco, Perú.

Cusco es una ciudad donde el sincretismo entre lo Inca e hispánico está muy presente. Es una delicia perderse por sus callecitas maravillosas y dejarse sorprender, ya sea por edificaciones que son unas joyas, vistas hermosas, o tiendecitas artesanales.

Importante tomar en cuenta que aquí es bueno seguir al pie de la letra los consejos para evitar el mal de altura. Está a 3,400 metros sobre el nivel del mar, unos 11 mil pies. Tan pronto llegamos al hotel nos tomamos un té de coca, que viene sabiendo a una mezcla que solemos preparar en casa con albahaca, orégano y menta poleo, pero un chin más amargo.

Templo y Convento de la Merced, Cusco

Nuestra primera visita en Cusco fue la Catedral de Cusco, o Catedral Basílica de la Virgen de la Asunción, que data de 1560 y está ubicada en la famosa Plaza de Armas. Está compuesta por otras catedrales adheridas, que se construyeron, destruyeron y reconstruyeron, como la primera iglesia de Cusco: “La Iglesia del Triunfo”, sobre la base del palacio inca de Viracocha. Una de ellas tiene su altar cubierto con oro de 22 kilates.

Este no solo es un lugar de mucha importancia espiritual, sino histórico y cultural. No se permite hacer fotos en su interior.

Luego seguimos a pie, entre las pequeñas y llamativas callecitas de Cusco, hacia el convento Santo Domingo, construido sobre el templo de Coricancha. El terreno donde está fue cedido por Juan Pizarro, hermano del conquistador. El templo fue de los que más sufrió en el terremoto de 1950.

De ahí, nos trasladamos en el autobús del tour a las afueras de Cusco, para conocer lugares de mucho interés histórico y arqueológico, como:

RUINAS DE SAQSAYWAMAN

Su nombre significa en quechua “Templo del Sol”, y “un lugar para el oro”.

Ruinas-de-Saqsaywaman
Ruinas de Saqsaywaman, cerca de Cusco, Perú

Al llegar, en la entrada, lo primero que ves es a la típica doñita con la llama, a la cual debes dar una propina para hacerte la emblemática foto.

Esta fortaleza ceremonial es uno de los más imponentes complejos arquitectónicos heredados del Incario. Es la mayor obra que los incas mandaron a construir para mostrar su poder. Por la forma zigzagueante de los muros, muchos creen que representan al Dios Illapa, que se constituye de tres elementos: el rayo, el trueno y el relámpago.

QENQO

Ruinas de Saqsaywaman, cerca de Cusco, Perú

Está a 3,580 metros sobre el nivel del mar, a solo 4 kilómetros de la “Ciudad Imperial” y a pocos metros de Sacsayhuamán, y de los sitios incaicos que visitaremos posteriormente esa misma tarde: Tambomachay y Puca Pucara.

Debió tener mucha importancia por los asombrosos restos que aquí se encuentran a pesar de la destrucción causada por los colonizadores. Se cree que en este lugar se adoraban a dioses incas.

Y hoy en día, al igual que en otros templos incas, aún muchos misterios rodean a este lugar.

TAMBOMACHAY

Ollantaytambo

¡Era el lugar más alto al que íbamos hasta ese momento! Estábamos a una altura de 3,800 metros sobre el nivel del mar ¡mayor que el Pico Duarte! Los dominicanos me entienden. Y fue aquí donde mi esposo y yo sentimos más el famoso “soroche”.

Cosa curiosa porque luego me enteré que precisamente se cree que Tambomachay proviene de 2 palabras quechua: ‘Tampu’ (alojamiento colectivo) y ‘Machay’ (lugar de descanso). Esta definición explicaría la función que tuvo como ‘Baños del Inca’, lugar de descanso y adoratorio al agua.

PUCA PUCARA

Está a unos 3,850 metros de altura y por su ubicación pertenece a uno de los centros importantes en los ‘ceques’ o líneas imaginarias que partían del Cuzco y servían a los incas para organizar sus santuarios y centros importantes. Su función fue la de proporcionar agua a los sitios aledaños.

Pueblito Ollantaytambo

Al terminar el recorrido por estas joyas arqueológicas nos llevaros a una de las principales casas artesanales donde fabrican artículos de lana de las llamas y vicuña (más costosa).

Como ya sabemos, el fin es que compres, pero lo cierto es que nos dieron tan buena explicación sobre la elaboración, historia y cultura de este trabajo artesanal, que salimos de ahí con nociones básicas para distinguir bien los tipos de lana y no confundirnos con los sintéticos. Datos muy útiles para los que pensaban comprar en las numerosas y coloridas tiendas que hay por la ciudad y no dejarse meter, como decimos en buen dominicano, gato por liebre.

En la noche fuimos al restaurante Chicha by Gastón Acurio, un chef peruano muy reconocido. Precio calidad súper bien. Esta es una versión tipo más bistro y menos elegante que otros restaurantes que tienen en Lima. Aquí todo estuvo insuperable, desde el pan de entrada hasta la salida. Luego fuimos al “Museo del Pisco”. De todos los sabores y colores.

QUÉ MÁS PARA HACER EN CUSCO

  • Darte un paseo por toda la plaza Principal, sentarte en un banquito a contemplar la enorme iglesia Catedral y su entorno. Luego pasear por las callecitas laterales llenas de tiendecitas, galerías de arte, cafecitos y barcitos donde tomarte una Cusqueña, la cerveza por excelencia de la ciudad de Cuzco (que empezó su producción en el año 1909).
  • Ir al Mercado de San Pedro o Mercado Central.
  • Los baños termales
  • La Piedra de los 12 ángulos. Aunque a simple vista es solo un bloque de piedra, su fama y valor (es Patrimonio Cultural de la Nación de Perú) está en que es una obra perfecta de 12 ángulos, que carece de asimetrías en sus uniones. Realmente muy difícil de hacer y más en aquella época del imperio incaico, pero, como sabemos, este lugar está lleno de obras asombrosas. Se encuentra en El Callejón de Loreto, el cual es otro punto que no debes dejar de visitar.
  • Paseo por las 7 callecitas, llenas de historias y leyendas.
Tren a Machu Picchu
Tren a Machu Picchu

Desde Cusco puedes tomar el autobús o tren que te lleva directo a Aguas Calientes, ciudad de Machu Picchu y desde donde subes, ya sea a pie o en un autobús. En otra aventura, te seguiré mostrando más de todo lo que ofrece Perú.

¡Deseando volver y seguir tachando de la lista muchos lugares mágicos en Perú, como los ubicados en la Amazonia y los Andes!

Autora: ONYSELA VALDEZ @misviajesmidestino

Tags from the story
, ,